fbpx

Té rojo helado, ideal para el verano

Receta casera de té rojo frío

El té rojo es una bebida que gusta de ser disfrutada por su sabor y propiedades. Pero, hay que decirlo, durante el verano no resulta muy agradable beber cosas tan calientes. Por eso mismo, esta receta para preparar el pu-erh helado seguramente te resultará atractiva, además de sencilla

El té rojo pu-erh es una bebida por de más saludable. Pero a muchos, de seguro, les molesta beberlo muy caliente durante el verano. Es así como puedes aprovechar esta interesante receta que te proponemos a continuación: té rojo helado con un poco de limón, ideal para refrescar durante estas calurosas tardes estivales.

Paso 1: Añadir un litro de agua a una cacuela, preferiblemente de cerámica. Acto seguido, hacerla hervir. Si quieres hacer más o menos cantidad de té, lo único que necesitarás es cambiar las cantidades proporcionalmente.

Paso 2: Aclarar 5 ó 10 gramos de hojas de té rojo Pu-erh con agua hirviendo. Si este proceso se hace con agua fría, las hojas no quedarán tan limpias. 

Paso 3: Añadir esas hojas limpias a la cazuela de agua hirviendo y dejarlas en ella durante unos 5 minutos. También puedes fiarte de tu intuición y esperar a que el agua adquiera una tonalidad rojiza, característica de este té rojo Pu-erh. Si deseas añadirle azúcar o algún edulcorante, este es el momento ideal, pues cuando ya esté frío será más difícil de disolver.

Paso 4: Verter el resultado en un recipiente diferente, como una jarra de cristal, e introducirlo en el frigorífico. Déjalo varias horas hasta que consiga una temperatura realmente refrescante.

Paso 5: ¡A disfrutar del té frío! Sirvelo a tu gusto, en taza o vaso, acompañado de bollería o cualquier otra cosa para picar. No olvides colar bien el contenido para que el tacto en boca sea perfecto. Y recuerda que lo ideal es consumir todo el té en las 24 horas posteriores a la preparación. Así mantendrá todas sus propiedades y todo su sabor.

¿Te gusta el té rojo en frío? Cuéntanos tus experiencias!